Sacerdote dice misa en vía pública no fue acción contra Abel Martínez

El sacerdote Carlos Santana del santuario Divino Niño Jesús aclaró este miércoles que la celebración de la misa dominical en plena vía pública no fue una acción tomada en contra del alcalde Abel Martínez.

El cura dijo que la forma de manifestación realizada el pasado domingo, no tenía objetivo ninguna contra otra autoridad, ni mucho menos una ocasión para generar controversias.
El religioso considera que bastaría que la Sala Capitular emanara una ordenanza municipal que permita la posibilidad de que únicamente durante las horas de misa, sea permitido el estacionamiento “en paralelo” próximo a la parroquia, de la misma manera durante el período navideño se concede la extensión del horario de expendio de bebidas alcohólicas.
Santana explicó que se trató simplemente de una manera de llamar la atención de las autoridades a fin de que se busque la vía para permitir durante los horarios de misas la posibilidad de que los fieles puedan estacionarse en paralelo a lo largo de la avenida 27 de Febrero, donde se encuentra el templo.
“Con el hecho de celebrar la misa fuera de la iglesia, quedó demostrado que es posible la normal circulación de los vehículos por ese tramo de la avenida, ya que es lo suficientemente espaciosa para permitir estacionamiento de ambos lados y dejar libre un carril por el medio para permitir la circulación de los automóviles que, durante los horarios de misa de los domingos, es considerablemente reducido”, apuntó.